La Visa Classic Arquia es una tarjeta de crédito: los cargos de las operaciones a crédito (compras en establecimientos y anticipos de efectivo a crédito) se efectúan el primer día hábil de cada mes, pero puede aplazarlos o fraccionarlos (un mínimo de 30 euros mensuales o el 10% del saldo).

La cuota anual es gratuita y tampoco se cobran comisiones en las compras a crédito. Cuando la use en cajeros automáticos puede funcionar como tarjeta de débito (cargo en cuenta inmediato) y en ese caso tampoco se aplican comisiones.

Lleva incorporado un seguro de accidentes de hasta 180.000 euros para todos los transportes públicos que se paguen con la tarjeta (condiciones especiales en alquiler de coches) y las compras hasta 12.000 euros también están aseguradas en caso de muerte por accidente laboral o particular.