Invierte en renta fija, tanto pública como privada, a muy corto plazo, denominada en euros, de elevada calidad crediticia. Dirigido a inversiones conservadoras que buscan rentabilidad y estabilidad.