El saldo total de crédito hipotecario de las entidades financieras alcanzó en febrero los 1,083 billones de euros, lo que supone un 2,4% más que en el mismo periodo de hace un año cuando crecía a un ritmo de 13,1%, según datos de la Asociación Hipotecaria Española (AHE).

El crédito hipotecario se situó en 1,064 billones de euros al cierre del año pasado, un incremento del 4,5% en relación al ejercicio precedente, lo que supone una desaceleración de más de 10 puntos porcentuales respecto al incremento de 2008. Estos datos ratifican la ralentización que sufre la actividad hipotecaria en España, tal y como también pone de manifiesto el desplome de la venta de viviendas, y responden a la incertidumbre económica, que ha elevado las mayores primas de riesgo y los mayores requisitos que exigen las entidades financieras para la concesión de créditos. El sector cerró febrero con 25.030 millones de euros más de saldo hipotecario respecto al mismo mes de 2008, pero registró una merma de 1,245 millones de euros en relación a enero, lo que sitúa el saldo total en 1,083 billones de euros, que incluye, 19.224 millones de euros de activos hipotecarios titulizados dentro de balance. Las cajas Del saldo total, 602.672 millones de euros correspondieron a las cajas de ahorros, un 13% más que en el ejercicio anterior, 395.128 millones a los bancos -un 3,4% más-, 68.899 millones a las cooperativas de crédito -un 4,6% más- y 17.074 millones a establecimientos financieros de crédito -lo que implica un 7,8% más-.

Fuente | Expansión.com