El Instituto Nacional de Estadística ha hecho públicos los datos relativos al índice de Precios al Consumo en el mes de mayo, observando un aumento del 0,5% con respecto al mes anterior y una décima más en términos interanuales. Esto se debe a una encarecimiento de la energía eléctrica y de la gasolina.

A pesar de que en el mes de mayo el Índice de Precios al Consumo ha experimentado un crecimiento, en el mes de abril se produjo el mayor descenso desde el mes de febrero de 2015, llegando a caer un 1,1%. Con el dato del mes de mayo ya son 5 los meses en los que esta tasa se encuentra en valores negativos.

La inflación subyacente se colocó en un ritmo del 0,7% en el mes de mayo, que es la que no incluye los precios de los productos energéticos.