El secretario de Estado de Economía, David Vegara, ha considerado que hacer pública la lista de bancos que hagan uso del fondo para la compra de activos por parte del Estado y acudan a la subasta de éstos “estigmatizaría” a estas entidades y no ayudaría a conseguir los objetivos del citado fondo.

En declaraciones a los periodistas en el Congreso antes de intervenir en la Comisión de Economía, Vegara aseguró que se garantizará la máxima transparencia en el proceso de compra de activos a las entidades financieras, si bien explicó que la información que se dará sobre las subastas irá en la línea de la que da el Banco Central Europeo (BCE) sobre las suyas.

Cuando el BCE celebra una subasta de liquidez, a la que acuden entidades financieras europeas, publica después los datos sobre el importe solicitado, el importe concedido, el tipos de interés marginal medio y el número de pujas, pero no especifica cuáles las entidades que acuden a dicha subasta.

Vegara aseguró que la gestión del fondo de compra por parte del Tesoro de activos de calidad a las entidades financieras tendrá el máximo control, y el Parlamento recibirá periódicamente información puntual de todas las operaciones.

El secretario de Estado expresó su deseo de que no haya “confusión” sobre la transparencia del fondo y el fin último del fondo que, señaló, es el de facilitar a las entidades refinanciación para que puedan seguir concediendo créditos a las empresas y a las familias.

Sugirió en este sentido que hacer públicos los nombres de los bancos que acuden a las subastas supondría “estigmatizarlos” y no cumplir dicho objetivo. También insistió en que ni este fondo ni el decreto que regulará los avales a la banca suponen un plan de rescate porque no se trata de adquirir capital de los bancos como ha ocurrido en otros países de Europa.

Vegara recordó que los activos que se compren serán de la “máxima calidad” y se adquirirán a través de un proceso de subasta competitiva, e insistió en que el fondo no debe entenderse como un gasto porque no tendrá coste para los ciudadanos.

El secretario de Estado confirmó que el reglamento que regulará el fondo está casi ultimado.

En cuanto al decreto que regulará los avales que el Estado conceda a la banca -de hasta 100.000 millones de euros en lo que queda de este año y la misma cantidad para el que viene- Vegara recordó que España tiene que consensuar con el resto de los países de la UE para que las garantías sean lo más parecidas posibles, o incluso exactas, en todos los países.

Los avales tienen como objetivo, recordó, impulsar el mercado interbancario, ahora parado, garantizando las emisiones bancarias que hagan las entidades. También en este caso señaló que más que saber qué entidades reciben los avales lo importante es que éstas acudan al mercado interbancario con dichas garantías, que les facilitarán las operaciones.

Fuente | Lavanguardia.es