El miembro del comité internacional de ING group y director general de ING España, Cesar González Bueno, considera que España debería pensar en más medidas para fortalecer el sistema financiero, ya que el Gobierno está recurriendo fundamentalmente a una única iniciativa que consiste en inyectar liquidez y comprar activos.

“Creo que debería dejar abierta la posibilidad de utilizar una gama más amplia de medidas, como son las garantías en las titulizaciones, o los apoyos al capital de determinadas empresas”, señala González Bueno en una entrevista concedida al diario ‘ABC’ y recogida por Europa Press.

No obstante, preguntado por si los Estados deberían ayudar a los banqueros ante una situación como la actual, responde “radicalmente no”, ya que, a su parecer, lo que hay que hacer ahora es ayudar a los ciudadanos a través de los bancos, comprando los mal gestionados y echando a sus directivos y capitalizando y apoyando a los directivos de las entidades bien gestionadas.

A pesar de que González Bueno asegura que los ahorros de los europeos están “absolutamente seguros”, cree “posible” que surjan nuevas entidades con problemas en Europa que necesiten medidas de apoyo a su solvencia, aunque descarta caídas como la de Lehman Brothers. “Creo que fue un error dejarla caer. Si EE.UU. hubiese sabido las consecuencias que iba a conllevar no lo hubiera hecho”, subraya.

Sobre las actuaciones de los distintos países para hacer frente a la crisis, González Bueno apunta a Inglaterra como “pionera” en la tarea de abordar la crisis y hacerlo desde todos los frentes, y recuerda que no sólo ha garantizado los depósitos a los clientes, sino que además ha inyectado liquidez, ha garantizado las emisiones, ha tomado posiciones en entidades con problemas y ha apoyado el capital de bancos sin dificultades.

Según el director de ING España, debido la crisis económica mundial y las medidas que han tenido que tomar casi todos los países para hacerle frente, el mundo está evolucionando hacia un mundo con más intervención pública y un capitalismo “algo menos radical”, por lo que la clave estará en llevar a cabo el cambio de forma “adecuada” y no burocratizar el mundo.

Sobre la situación española, González Bueno asegura que la banca nacional es “extraordinariamente sólida” gracias, sobre todo, al Banco de España, aunque insiste en que la economía está en una situación “menos sólida” que la de otros países del entorno, lo que puede plantear la posibilidad de que España tarde más en salir de la crisis que el resto de Europa.

Fuente | cotizalia.com