El Banco Mundial ha señalado hoy que el crecimiento económico en los países en desarrollo se desacelerará fuertemente el próximo año, cuando se pondrá fin a un lustro de auge en los precios de las materias primas.

En un informe publicado hoy, el organismo multilateral proyectó que el crecimiento económico mundial será de un 0,9% el próximo año frente al 2,5% estimado para el 2008, al tiempo que advirtió que no podía descartarse una recesión global larga y profunda.

El crecimiento en los países en desarrollo se desacelerará a un 4,5%, según el Banco Mundial.

Fuente | eleconomista.es