Bajo apelativos impactantes se esconden productos que no ofrecen ventajas adicionales sobre los depósitos tradicionales

La originalidad vende. O, al menos, atrae a curiosos, potenciales compradores. Conscientes de ello, las entidades financieras -con más problemas que nunca para obtener liquidez, y ávidas de conseguir los ahorros de los usuarios- han diseñado depósitos innovadores. En la mayor parte de los casos se esconden bajo nombres impactantes (“Barrilete Cósmico”, por ejemplo), aunque también los hay cuya novedad radica en el contenido: referenciados al agua, con abonos en especie e, incluso, que combinan varios productos financieros a la vez. Todos contemplan condiciones especiales para su contratación, aunque lo cierto es que no incluyen ninguna ventaja adicional sobre los “depósitos tradicionales”, y se ofrecen para periodos muy concretos o promocionales.

Nombres llamativos

La oferta de este tipo de depósitos no es muy extensa, aunque sí lo suficientemente representativa. Los productos más originales son los siguientes:

  • El “Depósito subeysube” de la hasta hace unos días BBK. Es un producto de ahorro de alta rentabilidad que garantiza una retribución referenciada al Euribor a seis meses y que crecerá cada semestre. No tiene comisiones ni gastos que puedan aminorar la rentabilidad final, y garantiza el cien por cien del capital. Se puede suscribir a partir de 30.000 euros por un plazo máximo de dos años. La retribución oscila en función de cada semestre, de forma que en el primero es el equivalente al 75% del Euribor a seis meses, en el segundo del 80%, el tercero del 85% y en el cuarto del 90%.
  • Más original es la apuesta de Caixa Terrassa con el “Depósito Agua”. Ofrece hasta un 8,5% TAE en 12 meses, con el cien por cien del capital garantizado. Tiene un plazo entre uno y tres años, y durante el periodo de solicitud del depósito se retribuye al 3%. El importe mínimo de contratación es a partir de 1.000 euros y no contempla comisión por cancelación anticipada. El rendimiento se cobra a la cancelación del producto, y se calcula según el conjunto de acciones internacionales seleccionadas por la entidad emisora, todas relacionadas con esta energía.
  • “Doble Inversión” es la propuesta de Caja Madrid. Un producto que combina un depósito a plazo fijo, y un seguro multifondos (cesta de fondos de inversión asociada a un seguro de vida). Con una inversión mínima de 3.000 euros, puede destinarse un máximo del 50% de la inversión a este depósito y beneficiarse de un tipo de interés en función de la cesta que se elija en el seguro multifondos, un depósito a plazo fijo a 12 meses y liquidez inmediata, sin penalización.
    Existe la posibilidad de elegir entre tres cestas de fondos de inversión con diferente nivel de riesgo: conservadora, moderada y dinámica, siendo el valor de rescate un porcentaje del valor acumulado del seguro multifondos: 97% el primer año, 98% el segundo año, 99% el tercer año y el cien por cien el cuarto año y siguientes.
  • De similares características es la apuesta de Bankinter con el “Depósito x2″, un depósito tradicional más otro producto de inversión: un fondo de inversión, un plan de inversión o un acuerdo de gestión de fondos o planes. Si la rentabilidad del producto asociado fuese inferior o igual al 2,5%, la rentabilidad (TAE) que proporcionaría este depósito sería del 5%; si estuviese entre el 2,5% y el 5%, sería el doble; y con una rentabilidad superior al 5%, reportaría el 10%.
    Contempla un plazo de un mes porque va dirigido a nuevos clientes (y los actuales que hayan incrementado su saldo en los últimos 30 días). A cambio, hay que cumplir con el requisito de permanecer un mes. Si se cancela anticipadamente, se liquidará al tipo de interés vigente para depósitos a ese plazo. Por otro lado, el producto asociado puede mantenerse una vez concluido el mes.
  • Ibercaja cuenta con el “Bonificado con Nómina a 6 meses” en el que por domiciliar la nómina es posible beneficiarse de una rentabilidad del 6% TAE, fruto de la suma de un interés inicial del 4% TAE y una bonificación del 2%.
  • Otra posibilidad es el “Inversión Combinada”, depósito comercializado por Barclays. El 50% de la inversión se destinará a “Barclays Selección” que invierte en fondos de gestión alternativa entre un 30% y un 70% con un objetivo de rentabilidad (no asegurada) del Euribor +0,5% con un nivel de riesgo moderado. El otro 50% se destinará a un depósito trimestral cuya rentabilidad crecerá de forma progresiva, en 18 meses y a partir de 1.500 euros.
  • Uno-e, la filial de Internet del BBVA aporta el “Depósito empresa a un mes”, que remunera al 3,93% las aportaciones mínimas a 6.000 euros. En caso de cancelación anticipada se abonarán intereses al 1% por el periodo transcurrido desde la fecha de constitución hasta la fecha de cancelación anticipada.

PAGO EN ESPECIE

Una de las apuestas más llamativas que ofrece en la actualidad el mercado de depósitos es la desarrollada por la Caja de Ahorros del Mediterráneo, que gratifica al suscriptor mediante el pago en especie. Bajo la curiosa denominación de “Plazo Fijo Sartenes”, regala un conjunto de tres sartenes con mango desmontable y, como complemento, un difusor para cocinas de inducción, a condición de ahorrar 2.990 euros en un plazo de cinco meses.

Este depósito está destinado en exclusiva al dinero procedente de otras entidades, y tiene una TAE del 5,43% correspondiente a la remuneración en especie que está sujeta a la legislación fiscal vigente.

Fuente | consumer.es