El Depósito BBVA net es una imposición a plazo fijo con retención fiscal, muy sencillo de contratar y operativo sólo a través de Internet.

A partir de 1.000 Euros, puede realizar su depósito y elegir la fecha de vencimiento que más le convenga (1, 3, 6 ó 12 meses) y siempre con un interés muy competitivo.

Además, si necesita disponer de su dinero antes de que finalice el plazo, puede cancelar anticipadamente su depósito. No tiene más que solicitarlo a través de BBVA net.

En el momento del vencimiento de la imposición, se realiza un abono en la cuenta BBVA que haya asociado al depósito por un importe igual al capital invertido y otro abono correspondiente a los intereses netos generados.

Una forma de rentabilizar sus ahorros llena de ventajas:

  • Rentabilidad: Un competitivo interés.
  • Flexibilidad: Usted elige el depósito según la fecha de vencimiento que mejor le convenga.
  • Comodidad: Seguro que tiene mucho que hacer, pero está preocupado por la rentabilidad de su dinero. Por eso invierta sus ahorros en el Depósito BBVA net, cómodamente, sin desplazamientos, trámites, papeleos… y benefíciese de una alta rentabilidad sin complicarse la vida.
  • Disponibilidad: Su dinero siempre estará disponible, en caso de necesitar anticipar el vencimiento de su depósito, sólo tiene que solicitarlo.