Cuenta Vivienda de Caja Madrid le ofrece la máxima rentabilidad y un ventajoso tratamiento fiscal. Es la mejor opción si desea construir un flexible plan de ahorro. Sólo en Caja Madrid podrá elegir la cantidad a aportar y el momento de hacerlo.

Con la Cuenta Vivienda disfrutará de las mejores condiciones:

  • Alta rentabilidad, con liquidación semestral de intereses en la propia cuenta
  • Liquidez inmediata y sin ningún tipo de penalización
  • Beneficios fiscales, ya que durante los años que marque la ley vigente podrá deducirse en la cuota del impuesto en función de la cuantía de las aportaciones
  • Tratamiento especial al solicitar su préstamo hipotecario
  • Permite elegir, en cada momento, cuándo realizar sus aportaciones así como la cuantía de las mismas
  • Sin comisiones de mantenimiento y administración