Conceden importes de hasta 12.000 euros, pero los plazos de amortización son muy cortos

La mayoría de los estudiantes universitarios que cursan su último año de carrera piensa realizar un viaje para celebrar su licenciatura. Para recaudar fondos con los que poder pagar el billete hacia el destino soñado casi todas las facultades realizan sorteos, fiestas… Pero, aun contando con esos ingresos, generalmente suele hacer falta echar mano de los ahorros, y este año puede que en la hucha no haya el dinero suficiente. ¿Cómo financiar el viaje? Si bien muchos alumnos cuentan con la ayuda de sus padres o familiares, quienes no tengan esta suerte tendrán que acudir a una entidad financiera y solicitar un préstamo. Bancos y cajas cuentan con líneas para jóvenes que ofrecen créditos de hasta 12.000 euros en condiciones ventajosas, aunque con plazos de amortización que no sobrepasan los doce meses, y comisiones que pueden llegar al 3%, entre las más elevadas del mercado bancario.

Interés cero

Los préstamos más favorables para este cometido son los que tienen un interés al 0%. Varias entidades cuentan con esta opción, por lo que es posible elegir entre varias propuestas, como la de La Caixa, que bajo el nombre de “Préstamo Estrella Exprés” ofrece un crédito al 0% de interés, adaptado a pequeños importes, sin intereses y de rápida amortización. Puede elegirse un plazo de 3, 6 ó 10 meses, y las cuotas se mantienen iguales durante toda la vida del préstamo. También sin intereses Ibercaja ofrece el “Crédito Joven 0%”, para demandantes de entre 18 y 25 años. El importe que se concede en este caso es de hasta 1.800 euros a un plazo máximo de seis meses, con un tipo de interés del 0% (9,097% TAE), al que hay que añadir un 1% en comisión de apertura. Y Caja Granada dispone de “Tu Crédito Viaje”, con un 0% de interés y un importe máximo de 1.500 euros a un plazo de amortización de seis meses. En este caso, hay que abonar una comisión del 2,50% por concepto de apertura.

Los créditos de otro tipo, sin embargo, aplican a los productos específicos para jóvenes intereses muy elevados, de entre el 7% y el 9%, como ocurre en el “Credinova NX” de Caixanova. Destinado a jóvenes de entre 18 y 30 años, su principal aportación es que durante dos años se puede pagar sólo intereses, dejando la amortización del capital para el final, rebajando así las cuotas mensuales. Un 9,08% TAE (8,50% interés nominal y comisiones incluidas) aplica Caixa Terrassa en su “Crédito Joven”; con la misma denominación, el préstamo de Caja Canarias ofrece hasta 12.000 euros con un plazo de amortización de cuatro años, en el que los jóvenes demandantes pagarán algo menos de 25 euros por cada 1.000 de préstamo. El tipo de interés que se aplica es del 7%, más un 1% adicional en concepto de comisión de apertura.

Un tipo de interés referenciado al Euribor más 2 puntos porcentuales para importes de hasta 6.000 euros que se pueden amortizar a tres años es la oferta del “Préstamo Joven” de la Caja de Ahorros del Mediterráneo. Tiene unas comisiones del 3% en concepto de amortización anticipada y cancelación, y del 1% por apertura, lo que encarece este producto sobre otros que proporcionan esta oferta para financiar los viajes de fin de carrera.

Otros canales de financiación

Los estudiantes que vayan a realizar su viaje fin de carrera también pueden canalizar su financiación a través de otras vías, entre las que destacan los créditos destinados a la formación universitaria, en los que se incluye también esta contingencia, y que tienen unas condiciones de contratación ventajosas para sus titulares.

La segunda alternativa es acogerse a un aplazamiento del pago por parte de la agencia de viajes con la que se contrate el paquete vacacional. Lo normal es que permitan abonar el viaje hasta en seis meses sin ningún tipo de intereses, aunque no todas las agencias contemplan esta posibilidad. Algunas, además, incluyen en sus programas bonificaciones para los jóvenes, en especial para este tipo de viajes colectivos, que se pueden adquirir por un precio especial e individualizado para cada grupo.

Fuente | consumer.es