La BBK ha sido la única caja de ahorros vasca que ha adquirido hoy dinero en la segunda subasta del Fondo de Adquisición de Activos Financieros, organismo que ha habilitado el Gobierno central para afrontar la crisis.

En esta segunda subasta, el Fondo de Adquisición de Activos Financieros ha adjudicado 7.224 millones de euros, el 91,6 por ciento de los 7.885 millones disponibles, a 31 entidades financieras, para que incentiven la concesión del crédito a empresas y familias.

En concreto, la entidad vizcaína ha adquirido 71 millones de euros, un tercio de lo solicitado, a un tipo de interés del 3,80% en cédulas hipotecarias y por un plazo de tres años, según ha informado a EFE la BBK.

Esta caja ha considerado que la adquisición de estos fondos permite fortalecer el balance de la entidad y ha recalcado que no supone debilidad ni falta de liquidez, sino que se trata de una oportunidad de comprar dinero a un tipo “interesante”.

La BBK ya acudió a la primera subasta, celebrada el 20 de noviembre, en la que adquirió 134 millones de euros con un tipo de interés del 3,3% y por un plazo de dos años.

Por su parte, la Caja Vital Kutxa ha acudido también a esta segunda subasta con cargo al Tesoro Público, pero no ha sido adjudicataria.

Fuentes de la entidad alavesa han explicado a EFE que tenían intención de solicitar 50 millones de euros pero no lo han hecho porque el tipo de interés establecido les ha parecido alto.

En la subasta de noviembre, la Vital adquirió 45 millones de euros con un tipo de interés que rondó el 3 por ciento.

Por su parte, la guipuzcoana Kutxa -que en la primera subasta adquirió 50 millones de euros- no ha acudido a la subasta.

Fuente | soitu.es